Gutiérrez: “Nuestro recurso humano siente el cansancio después de siete meses de lucha”.

 

El gobernador recibió a siete profesionales que se suman al sistema de salud. Trabajarán en instituciones de Neuquén y Zapala. 

 

El gobernador Omar Gutiérrez recibió este miércoles en el aeropuerto Presidente Perón a cuatro médicos y tres enfermeros especializados. Llegaron a Neuquén para sumarse al sistema de salud de la provincia.

 

Tres de los médicos serán destinados al hospital Bouquet Roldán. Los enfermeros se desempeñarán en el Castro Rendón. Y un médico terapista tendrá a Zapala como destino laboral.

 

Los siete profesionales llegaron a Neuquén a bordo de una de las aeronaves de la provincia. Los recibieron Omar Gutiérrez, la ministra de Salud, Andrea Peve y el director del hospital Castro Rendón, Adrián Lammel.

 

Este nuevo equipo se suma a las y los profesionales que arribaron la semana pasada enviados por el ministerio de Salud de la Nación. 

 

 

Gutiérrez agradeció al gobierno nacional por la llegada del recurso humano. “Son cuatro médicos y tres enfermeros que se suman y vienen a prestar sus servicios al sistema de salud para poder fortalecerlo”. En este sentido, afirmó que “nuestro recurso humano sienten el cansancio después de siete meses de lucha”.

 

 

Por otra parte anunció que “se están recibiendo los 40 cascos Helmet que permiten oxigenar a los pacientes y ganar tiempo para que no deban ir quienes están en una situación severa rápidamente a un respirador. También serán utilizados para la rehabilitación del respirador”.

 

Además, anunció que “ya se empezó el proceso de adquisición para otros 50 cascos Helmet. Es decir que vamos a tener 100 cascos en total y serán distribuidos en todos los hospitales de la provincia”.  Explicó que “es una nueva herramienta que ponemos al servicio de todo el sistema de salud que está luchando contra esta pandemia”.

También dijo que llegarán nuevos respiradores y recordó que “en el hospital de máxima complejidad el Castro Rendón hay un piso que es Centro Covid». Ese piso se adaptó «para que todas las camas tengan la posibilidad de atender los pacientes en estado severo o grave con los respiradores”.

“También ya hicimos las refacciones y ampliaciones para que en el cuarto piso podamos tener nuevas 24 camas. Y tenerlas previstas para incorporar los nuevos respiradores que han llegado. En esta primera etapa, seis ya están listas.”, agregó.