Mariano Gaido destraba fondos públicos para la realización de obras

 

“Queremos que la plata de los vecinos y vecinas se invierta en obras que mejoren su calidad de vida”, aseguró el intendente de Neuquén.

 

Mariano Gaido, viajó a Buenos Aires para realizar gestiones por los fondos municipales que estaban en el circuito financiero. Durante su visita, el jefe comunal se reunió con el ministro del Interior, Wado de Pedro. Acordaron un primer desembolso de $120 millones.

 

La Municipalidad de Neuquén tiene $1500 millones que la gestión anterior colocó en letras emitidas por el Estado. “Para nosotros lo importante no es tener ahorros en el mercado financiero que generan intereses”, aseguró Gaido. En este sentido remarcó que lo importante para su gobierno es “hacer obras públicas”.  Y afirmó que quiere “que la plata de los vecinos y vecinas se invierta en obras que mejoren su calidad de vida”.

 

En este contexto, el intendente señaló que se está trabajando fuertemente para destrabar la totalidad. Por el “reperfilamiento de deuda” la Municipalidad no puede disponer de todo el dinero.

 

Explicó que “los excedentes presupuestarios que generaba la gestión anterior los reinvertía en letras”, apuntó y dijo «nosotros vinimos a gobernar, no a administrar y estos fondos deben ir a obras públicas».

 

El reperfilamiento de deuda significa atrasar los pagos de instrumentos financieros que la Municipalidad posee, el dinero es de la Municipalidad y genera los intereses, pero no se paga. El primer reperfilamiento se produjo en septiembre de 2019 y se postergó hasta el mes de agosto de 2020, pero gracias a las gestiones del intendente se logró destrabar un porcentaje de este dinero.