Duro cruce entre ceramistas y funcionarios del gobierno provincial

Ceramistas responden a las declaraciones de funcionarios del gobierno provincial que aseguraron que había “motivaciones políticas” en sus movilizaciones.

 

El miércoles ceramistas junto a organizaciones sociales protagonizaron una jornada de lucha con tres marchas en simultáneo que confluyeron en Casa de Gobierno en reclamo por trabajo genuino, obras públicas y viviendas.

 

Con relación al reclamo de las cerámicas el subsecretario de Trabajo, Ernesto Seguel,  dijo que se realizan compras anticipadas y también se llevan adelante diversas gestiones ante el gobierno nacional: “Hay una política de Estado del fortalecimiento del empleo, de la creación de puestos de trabajo y de la priorización de la mano de obra local acompañando al sector ceramista con compras anticipadas y diversas gestiones”, aseguró el funcionario.

 

Desde el Sindicato Ceramista, Andrés Blanco repudió las declaraciones de Seguel  al que describió como “un personaje nefasto que está en la subsecretaría de Trabajo hace treinta años y ha sido garante de que las empresas hagan lo quieran, abandonando a los trabajadores a su suerte».

 

El dirigente ceramista aseguró que las declaraciones de Seguel son “línea política del MPN”. Desmintió que el gobierno haya “asistido a las empresas recuperadas y que  vengan manteniendo con nosotros un espacio de reunión y diálogo” y explicó que entregaron “una nota pidiendo ser recibidos” ya que cada sector con sus propias demandas vienen “desde hace tiempo solicitando ser recibidos sin resultados”.

 

Según el ceramista la actitud del Gobierno “es una provocación” que “no es ingenua”  y tiene el objetivo de “ningunear nuestro reclamo y nuestra lucha”.

 

Blanco calificó de “criminal” la política del Gobierno de “desoír el reclamo de centenares de familias que defienden sus puestos de trabajo y advirtió que profundizarán el plan de lucha. “Hay un plan de avanzar y acorralarnos y vamos a salir a pelearla porque son puestos de trabajo y porque le damos a las fábricas recuperadas un sentido social muy importante».

 

Desde la Cerámica Neuquén a través de un comunicado  denunciaron que el Gobierno dice que viene colaborando pero que no han hecho nada respecto de la amenaza de remate, el corte de gas. “La patronal en su momento tenía créditos millonarios para producir o subsidios en la electricidad y el gas, beneficios que nosotros no tenemos, por eso creemos que tienen que actuar para que no caigan más puestos de trabajo en la provincia de Vaca Muerta donde las multinacionales petroleras son subsidiadas llevándose ganancias extraordinarias queremos igualdad de condiciones”.

Fuente La Izquierda Diario